PARÍS, (Reuters) - Se espera que la producción de vino en Francia se recupere este año tras las heladas de 2021, aunque la creciente sequía podría frenar los volúmenes, dijo el martes el Ministerio de Agricultura del país.

Se espera que la producción de vino aumente entre un 13 y un 21%, hasta situarse entre los 42,6 y los 45,6 millones de hectolitros, según las previsiones del Ministerio en sus primeras perspectivas para 2022.

Un hectolitro equivale a 100 litros, o 133 botellas de vino estándar.

El rango de previsión es uniforme con hasta un 7% por encima de la media de cinco años, según el ministerio.

La mayoría de las zonas experimentaron un clima más favorable que el año pasado para la floración de las vides, excepto algunas zonas del suroeste que se vieron afectadas por las heladas y el granizo, dijo el ministerio.

"En estas condiciones, la producción tiende a aumentar en comparación con el año pasado en todas las regiones vinícolas, con la excepción de Charentes", dijo en un informe.

"Sin embargo, la sequía del suelo combinada con las olas de calor podría limitar este aumento si persisten hasta la vendimia".

El sector agrícola francés, el mayor de la Unión Europea, teme que aumenten las pérdidas por la peor sequía registrada en el país, que se ha visto alimentada por sucesivas olas de calor.

(Reporte de Gus Trompiz; edición de Kirsten Donovan y Jason Neely; traducción de Flora Gómez)